Es Fiesta en Barcelona; es la Mercè

La celebración en la capital catalana se ha visto modificada por la Covid-19

Barcelona celebra un año más su Fiesta Mayor en honor a La Mercè , festividad que se escau el 24 de septiembre. Una celebración que este año se ha visto modificada por la situación generada por la Covid-19 en el país, pero que no por eso dejará de ser especial.

Una celebración que arranca el 23 de septiembre y que se extenderá hasta el día 27, con propuestas muy diversas pensadas para todos los públicos y edades. Unos actos que se podrán seguir en vivo y en directo si se hace reserva previa, pero también desde el ordenador y la televisión, puesto que muchas de las actividades y conciertos se retransmitirán por televisión o bien se ofrecerán en streaming mediante las redes sociales.

Tampoco faltará el tradicional Piromusical. Este año, pero, se podrá disfrutar de una manera muy diferente: desde casa. Además, acontecerá un gran homenaje colectivo a las personas más afectadas por la pandemia de la covid-19: los ciudadanos y ciudadanas más veteranos.

Así, el final de fiesta será una celebración especial, pensada para ser vista desde toda la ciudad. Este año, los puntos de lanzamiento de los fuegos se repartirán por cuatro espacios de Sants-Montjuic, Nou Barris, las Corts y Sant Martí, de forma que el espectáculo tendrá un carácter más global y se podrá ver desde casi toda la ciudad. Es por eso que los fuegos, diseñados por Pirotecnia Igual, tendrán más altura y potencia que nunca.

 

Consultad el programa de actos de La Mercè 2020.

Imatge de La Mercè

Imagen de Mercè

Por qué se celebra La Mercè?

La fiesta rinde homenaje a la patrona de Barcelona, a quien se atribuyen unos cuántos milagros vinculados en la ciudad. Se explica que el 24 de septiembre de 1218 la Virgen María de la Mercè se apareció simultáneamente al rey Jaume I, a santo Pere Nolasc y a santo Ramon de Penyafort y los encomendó que instituyeran una orden religiosa para rescatar los cristianos rehenes en tierras sarracenas. También siglos más tarde, el 1687, Barcelona fue atacada por una plaga terrible de saltamontes y el pueblo invocó la protección a la Virgen María de la Mercè. Cuando se salieron, la proclamaron patrona de la diócesis, aunque no lo fue de manera oficial hasta el 1868, con el papa Pius IX.

Es entonces cuando hay que buscar sus orígenes, pero la fiesta como la conocemos hoy en día nace con la transición española, cuando el Ayuntamiento de Barcelona decide de transformar totalmente la fiesta mayor de la ciudad en una celebración en que las muestras de cultura popular y la ciudadanía tomaran la calle de manera lúdica.

 
Destacamos